Tirando Ando











{31 January, 2009}   Nena Daconte
Me siento taaaaannnn identificada con esta canción…

Prometo guardarte en el fondo de mi corazón
prometo acordarme siempre de aquel raro diciembre
prometo encender en tu día especial una vela
y soplarla por ti , prometo no olvidarlo nunca.

Tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti ,
tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti.

Camino despacio pensando volver hacia atrás
no puedo en la vida las cosas suceden no más
aún pregunto que parte de tu destino se quedo conmigo
pregunto que parte se quedó por el camino.

Tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti ,
tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti.

Tenía tanto que a veces maldigo mi suerte
a veces la maldigo por no seguir contigo.

Tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti ,
tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti.

pararapa parararapa pampararara pararipapa pampararapapa…….



{31 January, 2009}   Nena Daconte
Me siento taaaaannnn identificada con esta canción…
Prometo guardarte en el fondo de mi corazón
prometo acordarme siempre de aquel raro diciembre
prometo encender en tu día especial una vela
y soplarla por ti , prometo no olvidarlo nunca.

Tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti ,
tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti.

Camino despacio pensando volver hacia atrás
no puedo en la vida las cosas suceden no más
aún pregunto que parte de tu destino se quedo conmigo
pregunto que parte se quedó por el camino.

Tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti ,
tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti.

Tenía tanto que a veces maldigo mi suerte
a veces la maldigo por no seguir contigo.

Tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti ,
tenía tanto que darte tantas cosas que contarte
tenía tanto amor guardado para ti.

pararapa parararapa pampararara pararipapa pampararapapa…….



{29 January, 2009}   To BE or not to BE

Estoy de exámenes
Estoy de los nervios
Estoy que no soy ni yo, ni mis circunstancias
Estoy que no estoy

Esa…. es la cuestión!



{29 January, 2009}   To BE or not to BE

Estoy de exámenes
Estoy de los nervios
Estoy que no soy ni yo, ni mis circunstancias
Estoy que no estoy

Esa…. es la cuestión!



{22 January, 2009}   Monochrome
Hoy he descubierto una canción digna de un post
Se llama Monochrome y es de Yann Tiersen.
Creo que me voy a buscar toda la música de este tipo.
Me ha encantado!

Anyway, I can try
Anything it’s the same circle
That leads to nowhere and I’m tired now.

Anyway, I’ve lost my face,
My dignity, my look,
Everything is gone
And I’m tired now.

But don’t be scared,
I found a good job and I go to work
Every day on my old bicycle you loved.

I am pilling up some unread books under my bed
And I really think I’ll never read again.

No concentration,
Just a white disorder
Everywhere around me,
You know I’m so tired now.

But don’t worry
I often go to dinners and parties
With some old friends who care for me,
Take me back home and stay.

Monochrome floors, monochrome walls,
Only absence near me,
Nothing but silence around me.
Monochrome flat, monochrome life,
Only absence near me,
Nothing but silence around me.

Sometimes I search an event
Or something to remind,
But I’ve really got nothing in mind.

Sometimes I open the windows
And listen people walking in the down streets.
There is a life out there.

But don’t be scared,
I found a good job and I go to work
Every day on my old bicycle you loved.

Anyway, I can try
Anything it’s the same circle
That leads to nowhere and I’m tired now.

Anyway, I’ve lost my face,
My dignity, my look,
Everything is gone
And I’m tired now.

But don’t worry
I often go to dinners and parties
With some old friends who care for me,
Take me back home and stay.

Monochrome floors, monochrome walls,
Only absence near me,
Nothing but silence around me.

Monochrome flat, monochrome life,
Only absence near me,
Nothing but silence around me



{22 January, 2009}   Monochrome
Hoy he descubierto una canción digna de un post
Se llama Monochrome y es de Yann Tiersen.
Creo que me voy a buscar toda la música de este tipo.
Me ha encantado!

Anyway, I can try
Anything it’s the same circle
That leads to nowhere and I’m tired now.

Anyway, I’ve lost my face,
My dignity, my look,
Everything is gone
And I’m tired now.

But don’t be scared,
I found a good job and I go to work
Every day on my old bicycle you loved.

I am pilling up some unread books under my bed
And I really think I’ll never read again.

No concentration,
Just a white disorder
Everywhere around me,
You know I’m so tired now.

But don’t worry
I often go to dinners and parties
With some old friends who care for me,
Take me back home and stay.

Monochrome floors, monochrome walls,
Only absence near me,
Nothing but silence around me.
Monochrome flat, monochrome life,
Only absence near me,
Nothing but silence around me.

Sometimes I search an event
Or something to remind,
But I’ve really got nothing in mind.

Sometimes I open the windows
And listen people walking in the down streets.
There is a life out there.

But don’t be scared,
I found a good job and I go to work
Every day on my old bicycle you loved.

Anyway, I can try
Anything it’s the same circle
That leads to nowhere and I’m tired now.

Anyway, I’ve lost my face,
My dignity, my look,
Everything is gone
And I’m tired now.

But don’t worry
I often go to dinners and parties
With some old friends who care for me,
Take me back home and stay.

Monochrome floors, monochrome walls,
Only absence near me,
Nothing but silence around me.

Monochrome flat, monochrome life,
Only absence near me,
Nothing but silence around me



Como lo prometido es deuda, hoy sigo con mi historia.

Yo me habìa quedado bastante mosqueada de ni siquiera haberme intentado acercar a Jude y seguìa con la intriga de si podrìa hablar con èl. Asì que unos dìas despuès tuve la suerte de volver a encontrar los carteles de camino al colegio, bueno, exactamente al lado del colegio…. Al pasar, a lo lejos vi a un tipo con un traje exacto al que Jude llevaba la vez anterior. Me descompuse.Claro, imaginaros como me fue la mañana de clases, maquinando si era
èl, era un doble, etc. Me pasè toda la mañana deseando acabar y volver al rodaje…
Al salir llamè a Clara, una amiga que se me acompañaba a cualquier bombardeo que se preciase. Habìa un problema: la noche antes habìa sacado la camara de fotos y tampoco querìa ir a casa por si terminaba el rodaje. Quedaba una bala en la recàmara: Sonia, que vivìa tambièn muy cerquita.
Nos fuimos las dos para el rodaje y a lo lejos vimos a Jude. LLamamos a Sonia que vino con la càmara y con su hijo. No habìa nadie. Habìan construido en medio de un descampado una especie de obra, una fàbrica o algo para grabar un par de escenas y no habìa nada màs que campo y muy poca gente a los alrededores del descampado…De nuevo nada de cordòn policial, nada de policìa etc.. Nosotras llegamos junto al set, a la carpa donde se sientan los actores, con las sillas con su nombre y las chicas de maquillaje. Nos sentamos a ver como grababan desde lejos, pero sabìamos que estabamos en el sitio correcto: tarde o temprano acabarìan por sentarse en sus sitios.
Poco a poco la gente del set se fue desplazando y Clara y yo fuimos acercàndonos cada vez màs. Ya Sonia se habìa ido con Daniel a merendar, pero no eran los ùnicos que hacìan un descanso.
Los actores empezaron a llegar a la zona de maquillaje y a tomar tès y cafès. Nosotras ya estabamos pràcticamente bajo la carpa, pero la silla de Jude quedaba un poco lejos.
Èl no paraba de mirar, imagino que pensando que què coño hacìan dos tias tiradas en el campo… A esto que èl se levanta y Clara lo llama con la mano. Y èl se gira, mira y se señala el pecho como diciendo ¿ yo? Yo pensaba, no gili, la maquilladora, Pues claro! Vemos que se acerca.Yo muerta. Y va Clara y me dice: tìa yo no controlo muy bien el inglès habla tù. A mi no me daba tiempo ni a pensar.Yo, yo no, no, no…y èl hacia nosotras. No tenìa salida.
Se acerca con media sonrisa (no tuve tanta suerte de que me dedicara una completa) y nos dice Hola!… Le expliquè que querìamos hacernos una foto con èl, si no le importaba. Con un fuerte acento inglès y muy educadamente me dijo que estaba trabajando, que si nos esperàbamos al final del rodaje no habrìa problema.
Y ahì estàbamos la Clara y yo, tiradas en el suelo comentando lo superguapìsimo que es, su acento, su educaciòn y flipando. LLamamos a Sonia para que trajese algo de abrigo y contarle todo lo que habìa pasado.
Nosotras seguìamos en el campo. Habìan vuelto a cambiar de zona de grabaciòn y ahora estaban màs lejos. Sean Penn y Marc Ruffalo tambièn estaba allì . Sonia se marchò porque desde la distancia veìamos que grababan una y otra vez la misma toma y habìa refrescado bastante.
Ya estaba atardeciendo y ya no tenìamos mucho tema de conversaciòn (mentira jejeje). Clara habìa acabado cogiendo prestadas un par de paquetes de patatas, algunas galletas de las mesas de la merienda de los actores y un botellìn de agua. Allì no nos hacìa nadie ni puto caso. Vamos, que nos robamos la silla de Jude y ni se enteran…¡era lo que nos hubiera faltado!
Acaba el rodaje. LLegaba el momento. Vemos que habìa algunas personas que habìan aparecido por otro lado del descampado para echarse fotos con èl. Lo veìamos hablar con gente y tal y nosotras seguìamos en el mismo sitio, en el suelo.
Los actores empiezan a dirigirse a las caravanas y desde lejos, unos 20, 25 metros vemos que Jude nos estaba mirando y se dirige a nosotras. Clara estaba unos metros detràs mìa sentada en un tronco. Yo tenìa el culo helado, pero iba a merecer la pena.
Venìa hacia nosotras. No tenìa por què haberlo hecho. Se podìa haber echo el loco y coger por donde todos los actores, pero no…se vino hacia nosotras.
Era como en las pelìculas (nunca mejor dicho) venìa hacia mì. No habìa nadie y ahì estaba Jude Law viniendo hacia donde yo estaba para hacerse una foto conmigo. Yo es que no me lo podìa creer. Clara tampoco. Seguìa sentada en el suelo y me preguntaba si iba ser capaz de levantarme o si me iba a levantar y caerme acto seguido…
Asì que llega y nos dice” Hola, seguìs aquì, ¿querìais una foto no?” Yo no entiendo como no me puse nerviosa, como fui capaz de hablar con esos dos ojos miràndome . Le dijimos que sì, asi que se puso a hacerse la foto primero con Clara. Nos dejò que le hiciesemos un par de ellas y luego se la hizo conmigo. Clara no abrìa la boca. Me dijo preguntò que de dònde era, por mi acento (Jezù, tu no eres de aquiiiii) Ya le expliquè que eramos españolas y preguntò si estàbamos de vacaciones. Le contè que èramos maestras que trabajàbamos en New Orleans. Queria saber que enseñàbamos, los niños que tenìamos, el tiempo que llevàbamos allì. Yo, entre el acento inglès que me encanta, la educaciòn, la conversaciòn .. no era consciente de lo que me estaba pasando. Además lo había tenido cogido por la cintura…pensaba que se me podía haber bajado la mano un poquito (jijij)
Al final, acabamos de hacer las fotos y se despidiò de nosotras con otra media sonrisa y un apretòn de manos . Yo no querìa soltar la suya…Se iba…..forever!
La càmara era de carrete. Al hacer la foto mìa el flash no saltò, sin embargo si lo hizo con el de Clara, asì que me empecé a comer la cabeza y se lo dije a Clara y me dice : pues vamos antes de que se vaya… Asì que salimos detràs de èl y le empiezo a gritar: Juuuuddeeee!! se para, se vuelve y me acerco corriendo. ” Te juro que no te voy a molestar màs. Me imagino que estàs cansado y te quieres ir (asiente), pero es que creo que mi foto no ha salido. No ha saltado el flash. Te importa si nos hacemos otra? El pobre me dice de nuevo que sì y me echa el brazo por encima. Nos hacemos la foto. No salta el flash…pero no le doy más la brasa y lo dejo ir….¿Lo dejo ir? Más bien se fue èl solito…yo no lo hubiese dejado.
Clara y yo lo vimos entrar en una de las caravanas, que casualmente estaba junto a nuestros coche. Ibamos a ir a casa de Sonia a devolverle la cámara y a contarle.
Nos montamos cada una en su coche. Metí la llave, me agarré al volante y me diò el subidòn: empecè a chillar como nunca lo he hecho, histèrica, para soltar todos los nervios y la alegrìa que llevaba dentro…Para verme, dando cabezazos, chillando como una quinceañera histèrica y aferrada a mi coche… Luego me descojonaba yo sola. Arrancamos el coche y nos fuimos a casa de Sonia.
La verdad es que casi perdemos las fotos, porque sin querer abrimos la tapa de la cámara. A mi se me quitó todo el subidón de pensar que no iba a poder demostrar con fotos que un día conocí a Jude. Menos mal que fuimos rápidas y acabé debajo de la cama del cuarto de matrimonio, con una caja de lata y varios paños oscuros para salvar el carrete!.. y lo conseguimos!
Las demás fotos no las tengo aquí, pero algún día pondré las del rodaje del primer dia (que no se podía hacer fotos pero yo las hice) y las demás…

Una última cosa: Ya todos sabéís que yo no soy un metro noventa, pero él tampoco es tan alto. Puede tener un metro ochenta o ochenta y cinco, pero es que tuve la poca vista de ponerme en el lado en el que la tierra hacía escalón, y él estaba en la parte alta y yo en la baja!! Así que por eso el parece tremendamente alto y yo tremendamente enana!.

Otra cosa…mis pintas… Era viernes, uno de esos viernes que en vez de ducharte por la mañana dices “mejor me ducho cuando salga del cole, si voy a salir luego…” Además, los viernes es normal ponerse la camiseta del cole, que es lo que escondía debajo de mi rebeca verde!…Y mirad mis pintas de profesora, ¿quién me iba a decir a mi que pasaría un rato con Jude??!!! (con lo mona que solía ir yo al cole…)



Como lo prometido es deuda, hoy sigo con mi historia.

Yo me habìa quedado bastante mosqueada de ni siquiera haberme intentado acercar a Jude y seguìa con la intriga de si podrìa hablar con èl. Asì que unos dìas despuès tuve la suerte de volver a encontrar los carteles de camino al colegio, bueno, exactamente al lado del colegio…. Al pasar, a lo lejos vi a un tipo con un traje exacto al que Jude llevaba la vez anterior. Me descompuse.Claro, imaginaros como me fue la mañana de clases, maquinando si era
èl, era un doble, etc. Me pasè toda la mañana deseando acabar y volver al rodaje…
Al salir llamè a Clara, una amiga que se me acompañaba a cualquier bombardeo que se preciase. Habìa un problema: la noche antes habìa sacado la camara de fotos y tampoco querìa ir a casa por si terminaba el rodaje. Quedaba una bala en la recàmara: Sonia, que vivìa tambièn muy cerquita.
Nos fuimos las dos para el rodaje y a lo lejos vimos a Jude. LLamamos a Sonia que vino con la càmara y con su hijo. No habìa nadie. Habìan construido en medio de un descampado una especie de obra, una fàbrica o algo para grabar un par de escenas y no habìa nada màs que campo y muy poca gente a los alrededores del descampado…De nuevo nada de cordòn policial, nada de policìa etc.. Nosotras llegamos junto al set, a la carpa donde se sientan los actores, con las sillas con su nombre y las chicas de maquillaje. Nos sentamos a ver como grababan desde lejos, pero sabìamos que estabamos en el sitio correcto: tarde o temprano acabarìan por sentarse en sus sitios.
Poco a poco la gente del set se fue desplazando y Clara y yo fuimos acercàndonos cada vez màs. Ya Sonia se habìa ido con Daniel a merendar, pero no eran los ùnicos que hacìan un descanso.
Los actores empezaron a llegar a la zona de maquillaje y a tomar tès y cafès. Nosotras ya estabamos pràcticamente bajo la carpa, pero la silla de Jude quedaba un poco lejos.
Èl no paraba de mirar, imagino que pensando que què coño hacìan dos tias tiradas en el campo… A esto que èl se levanta y Clara lo llama con la mano. Y èl se gira, mira y se señala el pecho como diciendo ¿ yo? Yo pensaba, no gili, la maquilladora, Pues claro! Vemos que se acerca.Yo muerta. Y va Clara y me dice: tìa yo no controlo muy bien el inglès habla tù. A mi no me daba tiempo ni a pensar.Yo, yo no, no, no…y èl hacia nosotras. No tenìa salida.
Se acerca con media sonrisa (no tuve tanta suerte de que me dedicara una completa) y nos dice Hola!… Le expliquè que querìamos hacernos una foto con èl, si no le importaba. Con un fuerte acento inglès y muy educadamente me dijo que estaba trabajando, que si nos esperàbamos al final del rodaje no habrìa problema.
Y ahì estàbamos la Clara y yo, tiradas en el suelo comentando lo superguapìsimo que es, su acento, su educaciòn y flipando. LLamamos a Sonia para que trajese algo de abrigo y contarle todo lo que habìa pasado.
Nosotras seguìamos en el campo. Habìan vuelto a cambiar de zona de grabaciòn y ahora estaban màs lejos. Sean Penn y Marc Ruffalo tambièn estaba allì . Sonia se marchò porque desde la distancia veìamos que grababan una y otra vez la misma toma y habìa refrescado bastante.
Ya estaba atardeciendo y ya no tenìamos mucho tema de conversaciòn (mentira jejeje). Clara habìa acabado cogiendo prestadas un par de paquetes de patatas, algunas galletas de las mesas de la merienda de los actores y un botellìn de agua. Allì no nos hacìa nadie ni puto caso. Vamos, que nos robamos la silla de Jude y ni se enteran…¡era lo que nos hubiera faltado!
Acaba el rodaje. LLegaba el momento. Vemos que habìa algunas personas que habìan aparecido por otro lado del descampado para echarse fotos con èl. Lo veìamos hablar con gente y tal y nosotras seguìamos en el mismo sitio, en el suelo.
Los actores empiezan a dirigirse a las caravanas y desde lejos, unos 20, 25 metros vemos que Jude nos estaba mirando y se dirige a nosotras. Clara estaba unos metros detràs mìa sentada en un tronco. Yo tenìa el culo helado, pero iba a merecer la pena.
Venìa hacia nosotras. No tenìa por què haberlo hecho. Se podìa haber echo el loco y coger por donde todos los actores, pero no…se vino hacia nosotras.
Era como en las pelìculas (nunca mejor dicho) venìa hacia mì. No habìa nadie y ahì estaba Jude Law viniendo hacia donde yo estaba para hacerse una foto conmigo. Yo es que no me lo podìa creer. Clara tampoco. Seguìa sentada en el suelo y me preguntaba si iba ser capaz de levantarme o si me iba a levantar y caerme acto seguido…
Asì que llega y nos dice” Hola, seguìs aquì, ¿querìais una foto no?” Yo no entiendo como no me puse nerviosa, como fui capaz de hablar con esos dos ojos miràndome . Le dijimos que sì, asi que se puso a hacerse la foto primero con Clara. Nos dejò que le hiciesemos un par de ellas y luego se la hizo conmigo. Clara no abrìa la boca. Me dijo preguntò que de dònde era, por mi acento (Jezù, tu no eres de aquiiiii) Ya le expliquè que eramos españolas y preguntò si estàbamos de vacaciones. Le contè que èramos maestras que trabajàbamos en New Orleans. Queria saber que enseñàbamos, los niños que tenìamos, el tiempo que llevàbamos allì. Yo, entre el acento inglès que me encanta, la educaciòn, la conversaciòn .. no era consciente de lo que me estaba pasando. Además lo había tenido cogido por la cintura…pensaba que se me podía haber bajado la mano un poquito (jijij)
Al final, acabamos de hacer las fotos y se despidiò de nosotras con otra media sonrisa y un apretòn de manos . Yo no querìa soltar la suya…Se iba…..forever!
La càmara era de carrete. Al hacer la foto mìa el flash no saltò, sin embargo si lo hizo con el de Clara, asì que me empecé a comer la cabeza y se lo dije a Clara y me dice : pues vamos antes de que se vaya… Asì que salimos detràs de èl y le empiezo a gritar: Juuuuddeeee!! se para, se vuelve y me acerco corriendo. ” Te juro que no te voy a molestar màs. Me imagino que estàs cansado y te quieres ir (asiente), pero es que creo que mi foto no ha salido. No ha saltado el flash. Te importa si nos hacemos otra? El pobre me dice de nuevo que sì y me echa el brazo por encima. Nos hacemos la foto. No salta el flash…pero no le doy más la brasa y lo dejo ir….¿Lo dejo ir? Más bien se fue èl solito…yo no lo hubiese dejado.
Clara y yo lo vimos entrar en una de las caravanas, que casualmente estaba junto a nuestros coche. Ibamos a ir a casa de Sonia a devolverle la cámara y a contarle.
Nos montamos cada una en su coche. Metí la llave, me agarré al volante y me diò el subidòn: empecè a chillar como nunca lo he hecho, histèrica, para soltar todos los nervios y la alegrìa que llevaba dentro…Para verme, dando cabezazos, chillando como una quinceañera histèrica y aferrada a mi coche… Luego me descojonaba yo sola. Arrancamos el coche y nos fuimos a casa de Sonia.
La verdad es que casi perdemos las fotos, porque sin querer abrimos la tapa de la cámara. A mi se me quitó todo el subidón de pensar que no iba a poder demostrar con fotos que un día conocí a Jude. Menos mal que fuimos rápidas y acabé debajo de la cama del cuarto de matrimonio, con una caja de lata y varios paños oscuros para salvar el carrete!.. y lo conseguimos!
Las demás fotos no las tengo aquí, pero algún día pondré las del rodaje del primer dia (que no se podía hacer fotos pero yo las hice) y las demás…

Una última cosa: Ya todos sabéís que yo no soy un metro noventa, pero él tampoco es tan alto. Puede tener un metro ochenta o ochenta y cinco, pero es que tuve la poca vista de ponerme en el lado en el que la tierra hacía escalón, y él estaba en la parte alta y yo en la baja!! Así que por eso el parece tremendamente alto y yo tremendamente enana!.

Otra cosa…mis pintas… Era viernes, uno de esos viernes que en vez de ducharte por la mañana dices “mejor me ducho cuando salga del cole, si voy a salir luego…” Además, los viernes es normal ponerse la camiseta del cole, que es lo que escondía debajo de mi rebeca verde!…Y mirad mis pintas de profesora, ¿quién me iba a decir a mi que pasaría un rato con Jude??!!! (con lo mona que solía ir yo al cole…)



La otra noche estuve viendo en la tele la película The Holidays, protagonizada por Cameron Díaz, Kate Winslet, Jack Black y Jude Law y pensé que,probablemente, a muchos de vosotros nunca os he contado que un día conocí a Jude Law.No es un cuento. Es totalmente cierto.
Era un viernes, hace ya cinco o seis años. Yo vivía por aquel entonces en Nueva Orleans.
Hacía un varias semanas que había visto desde el coche un cartel amarillo colgado de farolas, señales de tráfico y árboles. Ya había averiguado que se trataba de la señalización para una película, para que el crew ( la gente que trabaja en la peli) pudiese llegar hasta las distintas zonas de rodaje. En este cartel ponía ATKM…Así que me puse a investigar.
ATKM son las iniciales de All the king´s men ( Todos los hombres del rey), el remake de una peli de 1949 y que se estaba grabando entonces en New Orleans. Me costó lo mío averiguarlo, pero esa vena periodística ya salía por todos lados. Así que una de las veces que iba en el coche me paré a preguntar todo lo que os acabo de contar sobre las iniciales y demás.
Luego me fui a casa y me puse a buscar en Internet sobre la peli y el rodaje. Casi me da un patatús cuando veo a Jude Law, Sean Penn, Anthony Hopkins, Marc Ruffalo,James Garnoldfini ( Los Soprano) y Kate Winslet en el reparto.
Jude estaba en la ciudad, y yo sabía muchos de los sitios por donde lo podía encontrar…Así que una tarde al salir del cole llamé a mi amiga Nair y nos fuimos cerca de casa que estaban rodando. Estuvimos en el rodaje de un par de escenas que se grabaron como 10 veces cada una…o más. Yo estaba flipando porque el rodaje era en medio de la calle. No estaba cortada al público y todos los que andabamos por allí fuimos bastante coherentes de no saltar encima de ninguno de los actores, a pesar que no había una distancia mayor de 10 metros entre ellos y todos los que habíamos allí. Me pareció tan civilizado como surrealista. La gente cruzaba la calle de un lado a otro como si no pasase nada. Imaginaba lo que hubiese ocurrido en España si nos dejan sueltos en la calle…Flipé con los americanos..No sé, estarán muy acostumbrados..yo no . Por no haber no había ni policía. Sólo un par para cortar el tráfico de coches, porque el de personas lo hacían otras dos personas del equipo.
Acabó el rodaje y Nair y yo nos colocamos enfrente del set. Allí estaban Jude y Sean, tomandose un café y a escasos 5 metros ella y yo, sentadas en el suelo con sendos Frapuccinos…Alucinante. Eso sí, no se podían hacer fotos. Nadie se acercaba. Así que los dos entraron dentro del local. Nosotras seguíamos contandonos historias en una fresca tarde de primavera. Salió James Garnodlfini y cuando se iba hacia el coche algunas chicas le dieron conversación. Luego salió Jude y una imponente Sienna Miller con un traje corto verde y unas piernas interminables. Hasta entonces yo no sabía quién era, Nair sí. La tipa era un bombón, pero yo obviamente me quedo con Jude, que se montó en el coche mientras todas las que estábamos allí veíamos el coche pasar. Al rato vimos salir a Sean Penn. No parecía él. Si veis la peli ( que por cierto es un tostón) el hombre llevaba una barriga gigante y muchisimo maquillaje.
A Nair le gusta mucho Sean y pasaba bastante de Jude (La Winslet, Hopkins y Ruffo no grababan entonces). A mí me pasaba al revés. Total que vemos como Sean se va andando en dirección a las caravanas de maquillaje , que se encontraban dos calles más abajo y dice Nair : Vamos a ir a ver si podemos hablar con él o algo. Yo seguí a Nair, que a su vez seguía a dos chicas que seguían a Sean. Las dos chicas intentaron pararlo para pedirle un autógrafo y el con bastante mala cara les dijo algo y siguió andando a paso rápido. Las chicas lo dejaron ir pero Nair y yo lo seguimos hasta la caravana. Nos miró con mala cara al ver que íbamos detrás suya. Tampoco queríamos nada. Sólo lo perseguíamos… Y ahí se acaba el primer día de rodaje : No hablamos con James Garnoldfini, dejamos ir a Jude Law y Sean Penn huía de nosotras.
Aquí no acaba la historia, claro. Tengo que contaros el momento en el que conocí a Jude. Lo cuento en breve. Mañana seguramente, I promise !!


La otra noche estuve viendo en la tele la película The Holidays, protagonizada por Cameron Díaz, Kate Winslet, Jack Black y Jude Law y pensé que,probablemente, a muchos de vosotros nunca os he contado que un día conocí a Jude Law.No es un cuento. Es totalmente cierto.
Era un viernes, hace ya cinco o seis años. Yo vivía por aquel entonces en Nueva Orleans.
Hacía un varias semanas que había visto desde el coche un cartel amarillo colgado de farolas, señales de tráfico y árboles. Ya había averiguado que se trataba de la señalización para una película, para que el crew ( la gente que trabaja en la peli) pudiese llegar hasta las distintas zonas de rodaje. En este cartel ponía ATKM…Así que me puse a investigar.
ATKM son las iniciales de All the king´s men ( Todos los hombres del rey), el remake de una peli de 1949 y que se estaba grabando entonces en New Orleans. Me costó lo mío averiguarlo, pero esa vena periodística ya salía por todos lados. Así que una de las veces que iba en el coche me paré a preguntar todo lo que os acabo de contar sobre las iniciales y demás.
Luego me fui a casa y me puse a buscar en Internet sobre la peli y el rodaje. Casi me da un patatús cuando veo a Jude Law, Sean Penn, Anthony Hopkins, Marc Ruffalo,James Garnoldfini ( Los Soprano) y Kate Winslet en el reparto.
Jude estaba en la ciudad, y yo sabía muchos de los sitios por donde lo podía encontrar…Así que una tarde al salir del cole llamé a mi amiga Nair y nos fuimos cerca de casa que estaban rodando. Estuvimos en el rodaje de un par de escenas que se grabaron como 10 veces cada una…o más. Yo estaba flipando porque el rodaje era en medio de la calle. No estaba cortada al público y todos los que andabamos por allí fuimos bastante coherentes de no saltar encima de ninguno de los actores, a pesar que no había una distancia mayor de 10 metros entre ellos y todos los que habíamos allí. Me pareció tan civilizado como surrealista. La gente cruzaba la calle de un lado a otro como si no pasase nada. Imaginaba lo que hubiese ocurrido en España si nos dejan sueltos en la calle…Flipé con los americanos..No sé, estarán muy acostumbrados..yo no . Por no haber no había ni policía. Sólo un par para cortar el tráfico de coches, porque el de personas lo hacían otras dos personas del equipo.
Acabó el rodaje y Nair y yo nos colocamos enfrente del set. Allí estaban Jude y Sean, tomandose un café y a escasos 5 metros ella y yo, sentadas en el suelo con sendos Frapuccinos…Alucinante. Eso sí, no se podían hacer fotos. Nadie se acercaba. Así que los dos entraron dentro del local. Nosotras seguíamos contandonos historias en una fresca tarde de primavera. Salió James Garnodlfini y cuando se iba hacia el coche algunas chicas le dieron conversación. Luego salió Jude y una imponente Sienna Miller con un traje corto verde y unas piernas interminables. Hasta entonces yo no sabía quién era, Nair sí. La tipa era un bombón, pero yo obviamente me quedo con Jude, que se montó en el coche mientras todas las que estábamos allí veíamos el coche pasar. Al rato vimos salir a Sean Penn. No parecía él. Si veis la peli ( que por cierto es un tostón) el hombre llevaba una barriga gigante y muchisimo maquillaje.
A Nair le gusta mucho Sean y pasaba bastante de Jude (La Winslet, Hopkins y Ruffo no grababan entonces). A mí me pasaba al revés. Total que vemos como Sean se va andando en dirección a las caravanas de maquillaje , que se encontraban dos calles más abajo y dice Nair : Vamos a ir a ver si podemos hablar con él o algo. Yo seguí a Nair, que a su vez seguía a dos chicas que seguían a Sean. Las dos chicas intentaron pararlo para pedirle un autógrafo y el con bastante mala cara les dijo algo y siguió andando a paso rápido. Las chicas lo dejaron ir pero Nair y yo lo seguimos hasta la caravana. Nos miró con mala cara al ver que íbamos detrás suya. Tampoco queríamos nada. Sólo lo perseguíamos… Y ahí se acaba el primer día de rodaje : No hablamos con James Garnoldfini, dejamos ir a Jude Law y Sean Penn huía de nosotras.
Aquí no acaba la historia, claro. Tengo que contaros el momento en el que conocí a Jude. Lo cuento en breve. Mañana seguramente, I promise !!


{12 January, 2009}   Flojitis aguda

Estoy de un flojo que ni me conozco.Creo que estoy enferma.
No tengo ganas de nada, algo poco inusual en mi que soy hiperactiva.
Necesito vacaciones para recuperarme de mis vacaciones.
Me encantaría ir a la nieve!
Estoy preparando una historia que os contaré en breve…mientras tanto
sed buen@s!



{12 January, 2009}   Flojitis aguda

Estoy de un flojo que ni me conozco. Creo que estoy enferma.
No tengo ganas de nada, algo poco inusual en mi que soy hiperactiva.
Necesito vacaciones para recuperarme de mis vacaciones.
Me encantaría ir a la nieve!
Estoy preparando una historia que os contaré en breve…mientras tanto
sed buen@s!



{9 January, 2009}   La Juani
LLevo demasiado desconectada.
Mi mundo interior está revuelto.
En momentos como los de ahora,
escuchar esta canción me sube la moral
bastante.
Espero que os guste…

I will return



{9 January, 2009}   La Juani
LLevo demasiado desconectada.
Mi mundo interior está revuelto.
En momentos como los de ahora,
escuchar esta canción me sube la moral
bastante.
Espero que os guste…

I will return



{5 January, 2009}   ¿Blanca Navidad? No, gracias

¿Blanca Navidad? No, gracias

“¡Ya no puedo más! Si esto sigue así acabará conmigo!”. Estas fueron las palabras de Fran la mañana del 22 de diciembre. Llevaba muchos días dándole vueltas su situación y sabía que si no tomaba las medidas oportunas acabaría peor de lo que ya se encontraba.

Estaba amarrado con una cadena de unos 5 metros a la pata de la cama. Él mismo había cerrado el candado y había tirado la llave por la ventana de su habitación para que nadie pudiese soltarle. La longitud de la cadena sólo le permitía llegar hasta el cuarto de baño de sus padres. Lo único que necesitaba era un váter para vomitar la poca comida que su madre le hacía ingerir a la fuerza. Tres días antes había vuelto a tener un ataque después de una noche de fiesta con los colegas. Había tomado más cocaína en cuarenta y ocho horas de la que habría consumido en toda una semana. Después, había intentado ahorcarse en su propia habitación. A la mañana siguiente decidió entrar en Las Amapolas, un centro para la cura, rehabilitación y reinserción de toxicómanos en algún lugar de la costa en Andalucía.

Fran tiene 44 años y es profesor de Educación Especial. Aunque es de Jaén, lleva varios años trabajando en un colegio de Jerez pero ahora está de baja. En realidad lleva sin trabajar cuatro meses, no por su adicción a la cocaína, sino por la recaída de una depresión que sufre desde el año pasado. Su novia lo dejó después de tres años y medio de convivencia y tras la ruptura Fran empezó a beber. La única forma de sentirse bien era con una copa en la mano. Salía del colegio y se iba directamente al bar. Así estuvo algún tiempo hasta que su familia decidió que hiciese terapia y ahora ya no bebe. Su problema en estos momentos es la cocaína, de la que está intentando desengancharse. Estuvo seis meses enganchado. Luego lo dejó durante un año y pero recayó y la tomaba, como dice él, “en plan salvaje”.

“Las Navidades son unas fechas muy malas. Son las fechas ideales para irte de fiesta varios días seguidos, consumir cocaína y desfasar. Yo soy maestro y no tengo que trabajar esos días y puedo aprovechar para salir. Por eso he decidido entrar en el centro justo antes de Navidad y pasar aquí esos días. No quiero que esto siga así. Quiero curarme y volver a hacer la vida normal que tenía antes”.

Las Amapolas es un sitio bonito. Está rodeado de naturaleza, en el monte y bastante lejos cualquier pueblo, a los que sólo es posible llegar en coche o tras varias horas a pie por el monte o la playa. Aún no se ha acostumbrado al sitio, pero sabe que tiene todas las necesidades cubiertas allí. La asociación cuenta con lavandería, gimnasio, y una sala de televisión y otra para juegos. También tiene una suite para tener un poco de privacidad y para que descansen los familiares cuando vienen de visita. Su habitación es individual y tiene un baño interior. Como lleva poco tiempo, aún no comparte con nadie. Los monitores han decidido esperar para ver la afinidad con el resto de los internos y más tarde compartirá con alguno de ellos, si es que aguanta. “Muchos no lo consiguen y se marchan antes de que terminen las terapias. Y es que no es fácil estar “encerrado” aquí”, cuenta con tristeza.

Se levanta a las 7.30 y tras recoger su habitación van a desayunar a las 8. Cada uno tiene un grupo asignado y una serie de tareas que le son encomendadas semanalmente y que tienen que completar a lo largo del día. Los que están en la cocina se levantan un poco antes para preparar el desayuno. También los encargados de poner de las mesas.

Todo está milimétricamente pensado y los internos deben de terminar sus tareas en el tiempo establecido. A Fran esta semana le toca el huerto. Por la mañana ha estado preparando la tierra para sembrar cebollinos y después del descanso de las 12 le tocaba barrer una zona del recinto. Por la tarde tienen actividades conjuntas y terapia de grupo. A la hora del descanso muchos duermen la siesta. Él hoy no lo ha hecho porque ha recibido mi visita. En el tablón de anuncios dice que por la noche le toca de pinche en la cocina.

Le gusta mucho leer. Mientras la mayoría de los internos van a jugar al fútbol, él se queda leyendo cualquier libro que cae en sus manos. El día que le está permitido entra en Internet, sólo para leer los correos de sus amigos y familiares. Ese tema es el que peor lleva. “Sólo puedo recibir una visita al mes -la tuya no cuenta, dice mientras se ríe- y hacer una llamada semanal”.

Echa mucho de menos a su familia y dice que está ahí, que lo está intentando por ellos. Paco, como le llaman algunos en el centro, confiesa que ha hecho mucho daño a su familia. Que robó y engañó a su madre y que eso no es capaz de perdonárselo a sí mismo. “Nunca he robado en la calle, pero lo hice a mi propia madre, que es lo peor que se puede hacer. LLegó un momento en el que me gasté todo el dinero y necesitaba más coca. Estaba desesperado y fue la opción más fácil. Ya daba todo igual. Esa semana me había gastado más de 2000 euros en droga.”

La mayoría de los internos en la asociación son politoxicómanos, aunque Paco se jacta de ser una de las pocas excepciones. Sólo es adicto a la cocaína. Viendo a sus compañeros puedes apreciar el desgaste que las drogas han hecho en ellos, e incluso su físico te puede dar pistas del tipo de drogas al que han sido adictos cada uno. No se mueven igual, no hablan igual y el desgaste físico es diferente en un alcohólico, un cocainómano o un heroinómano. En el centro también hay ludópatas, que nada tienen que ver, físicamente hablando, con el resto de los internos.

“Somos iguales porque todos estamos enfermos, pero somos distintos. Cada uno tiene su historia, también su propia medicación, porque no todos necesitamos desengancharnos de lo mismo.” Los internos reciben la medicación tres veces al día, con cada una de las comidas principales. Los coordinadores las guardan bajo llave en la oficina y llaman a los internos por orden alfabético para que las tomen. Fran tiene un tratamiento de siete pastillas diarias, y una más para conciliar el sueño.

“Aquí más o menos duermo. En el centro he aprendido a estar tranquilo, porque cuando estás en el mundo de las drogas siempre estás inquieto y no puedes parar. Con los medicamentos me encuentro mejor. Sólo llevo catorce días y lo noto mucho. Lo mismo también descanso más porque estoy muy cansado por todo el trabajo que hacemos durante el día”, dice mientras sonríe.

Su mejor amigo en Las Amapolas es “El Polilla”. Le llaman así porque está muy delgado pero come mucho. El polilla es un hombre de unos 35 años, de un metro setenta aproximadamente y de facciones muy marcadas. Su cara te da indicios del tipo de vida que ha debido tener y oculta sus dientes, casi todos picados bajo una bufanda negra. “Le da vergüenza enseñar los dientes, pero no se los ha arreglado porque se lo gastaba todo en droga”, bromea Paco con él. El polilla responde con una tímida sonrisa ya con su bufanda en la mano, listo para la merienda.

Fran es muy consciente de su situación y quiere curarse lo antes posible. Los coordinadores del centro le han dicho que para su rehabilitación necesitará cincuenta días, pero él confía hacerlo en unos treinta. “Cuando salga de aquí, voy a retomar mi vida. Voy a volver a mi casa y a trabajar en el colegio. Tengo que cambiar mi rutina de amistades y de salidas. No puedo volver a juntarme con la gente que salía antes, porque si no estoy perdido. Ellos me dieron la mala vida y yo no supe controlarme y ahora aquí estoy”.

Esta noche es noche de Reyes. Me da mi regalo: un ramo de lavanda que había cortado cuando se enteró que una chica iba a visitarle. Cuando le pregunto qué le ha pedido a los Reyes Magos, me dice con una sonrisa en la cara “ponerme bueno pronto. No quiero consumir más coca”.



et cetera